lunes, 19 de mayo de 2008


La máquina de la verdad

"¿Has mantenido relaciones sexuales con el mejor amigo de tu marido durante su viaje a Londres?"
"¿Has estado con otras mujeres durante estos 15 años de matrimonio?"
"¿Has frecuentado prostíbulos y mantenido relaciones con señoritas de compañía durante estos últimos años?"

"¿Alguna vez has utilizado el dinero de vuestra cuenta corriente para jugar a la ruleta?"

Señoras y señores, asombroso, como hemos visto en algunos programas de televisión, ustedes "pueden comprar la confianza" que ha perdido en su pareja; ¿Cómo hacerlo? Muy sencillo, tan solo tiene que enchufar a su querido esposo o a su estimada mujer a un detector de mentiras y preguntar todas aquellas dudas y desconfianzas que, la comunicación de pareja, no ha podido responder.
¿Es esta "puesta a prueba" una solución? ¿Podemos realmente comprar la confianza? Es más, ¿podemos comprar la confianza fruto de la comunicación y la convivencia de una relación de pareja?
Bien, pongamos por ejemplo un marido celoso que desconfía de su mujer desde hace cinco meses y acude a uno de estos programas de televisión para comprobar si ella mantiene relaciones con otros hombres. Él no tiene pruebas físicas para demostrarlo, pero sus nuevos horarios laborales, amistades, y alguna que otra nueva indumentaria le hace sospechar que, su señora, pasa las horas libres al lado de algún amante; ¿qué clase de relación existe entre estas dos personas?, ¿hay una verdadera comunicación en la pareja? ¿Los celos y las hipótesis del marido son fruto de sus propias inseguridades?
Primero de todo, tenemos que analizar qué papel juegan el marido y la esposa:

Marido: Desconfía de su esposa y no encuentra otro modo de solucionar sus dudas. Su actitud siempre ha sido algo celosa, y tan sólo se ha sentido seguro teniendo controlada a su pareja. Ahora ella ha cambiado de trabajo y ha conocido nuevos compañeros y compañeras, han aumentado las horas de oficina, y debido a su nuevo cargo, ha cambiado parte de su vestuario. Ella ha empezado una nueva etapa en la vida, ha marcado nuevas metas y ha crecido y evolucionado como persona…hecho que desconcierta y hace dudar a su marido, puesto que a partir de ahora, llevar el control de su nueva vida, se complica.

Esposa: Acepta esta "transacción emocional", y vende la "confianza" que supuestamente ha perdido el marido en ella. Acepta esta "solución" para reestablecer la relación y no perder el amor de su pareja. Cree firmemente que este modo de acreditar su verdad ayudará, de aquí en adelante, a hacer crecer la felicidad del matrimonio.

¿Cómo podemos comprar confianza si antes no hemos aprendido a crearla y conservarla? ¿Podemos comprarla de la noche a la mañana convalidando así la falta de comunicación, inseguridades personales y otros muchos aspectos que han colaborado en su pérdida?

El polígrafo puede, seguramente, detectar si una persona miente, pero no puede devolver el pilar fundamental de la pareja. Si existe infidelidad, es inútil luchar por una relación retroalimentada de engaños, y de no existir dicha infidelidad, es muy difícil recuperar una relación sana y saludable rodeada de continuos celos, inseguridades y desconfianzas.

Así pues, en toda relación, es importante un trabajo de pareja, así como un trabajo individual de introspección, en el que a posteriori, se controlen las vivencias que han aumentado la inseguridad del individuo, y se potencien recursos personales para conseguir una saludable autoestima. En el Diván hemos hablado en varias ocasiones de los pilares básicos de toda relación; la autoestima, la seguridad y la asertividad son principalmente los decisivos.


Consulta privada Mª Teresa Mata, psicoterapeuta y fisioterapeuta.

VISITAS DE LUNES A VIERNES CENTRE BALMES

Plaza Gala Placidia Nº 10-12, 5º 2ª 08006 - Barcelona Contacto: 617834474

2 Comments:

At 4:41 p. m., Anonymous Anónimo said...

Muchisimas gracias por este divan tan comodo y por dejarnos entrar en el.
!Por dios de la cañita! no estoy nada de acuerdo con esos "realitis saca trapos sucios en la TV" que espanto vi un ratico para saber mas o menos de que se trataba y me impresione , no puede ser real... verdad¿'.
Hace años que hablamos diferente idioma y no quiere comunicación solo dejame en paz, esa es su frase ... ya te puedes imajinar mi drama.
saludos cariñosos de anonimo

 
At 11:44 p. m., Blogger El Divan Digital said...

gracias por participar en nuestro Diván Usuario anónimo.

Como muy bien defines, son programas "saca trapos", como espectadores no podemos saber si se trata de realidad o ficción.

un saludo

 

Publicar un comentario

<< Home